La Terapia Individual

No hace Terapia quien tiene problemas, pues todos tenemos problemas. Hace Terapia quien quiere solucionarlos, cerrar los ciclos y empezar de cero.

Nieves Suárez.


Nieves Suárez, Terapeuta en Constelaciones Familiares y Sistémicas, formada por el Centro Bert Hellinger de Argentina, terapeuta Biogestalt, Autoestima, Transgeneracional y PNL, nos habla sobre sus consultas de Terapia Individual.


¿Para qué hacer Terapia Individual?

Hay personas que inician terapia individual porque se sienten sin energía o en crisis laboral… o en una crisis vital en general.

También puede darse la situación de necesitar terapia individual cuando no nos gusta lo que hacemos, y nos cuesta ver un camino alternativo.

Otras veces, pasa que nos sentimos atrapados en nuestra rutina, insatisfechos, o que se nos repiten los mismos problemas… Con terapia individual puedes descubrir que todas estas situaciones tienen su “por qué” y sobre todo, su “para qué”.

El objetivo de la terapia individual fundamentada es que descubras tus recursos, tu esencia sana y sabiduría interior para aumentar tu bienestar. Muchas veces, para eso, es necesario revisar cuestiones de la personalidad, el carácter, el pasado, las emociones y los pensamientos.

En terapia individual soltamos todo aquello que no nos sirve, para crear algo  desde un nuevo estado de consciencia de las necesidades reales en el momento presente.

La consulta de terapia individual puede ayudarte a descubrir recursos que ni sospechas que tienes, y a recuperar tu poder de ser y de hacer.


¿Cómo es una Sesión de Terapia Individual?

En las sesiones terapéuticas vamos a trabajar los asuntos o problemas que desees tratar. En el proceso es posible que podamos abrir otros temas, siempre que tu estés de acuerdo. También podemos ayudarte a clarificar cuál es la fuente de malestar, y desde dónde abordarla.

En una sesión de terapia individual tendrás tu tiempo para describir lo que te pasa, luego voy a proponerte una serie de ejercicios sistémicos que ayudarán a tu proceso de evolución, y finalmente haremos una integración de lo trabajado.

Los recursos que te ayudarán están siempre dentro de ti, la terapia individual es una forma de acompañarte a descubrirlos. Podemos hacer ejercicios creativos, corporales, visualizaciones… y desde luego, el uso del diálogo terapéutico.

Una sesión de terapia puede durar un promedio de 60 minutos, y acorde al problema que se quiera tratar, puede ser un proceso continuado en el tiempo, con una periodicidad de encuentro a acordar.


La Terapia Individual como un proceso holístico

Tal como concebimos la relación de ayuda y la terapia, será un proceso eminentemente holístico, ya que trabajaremos desde distintas dimensiones, sobre el reconocimiento del cuerpo (como primera dimensión en la comunicación con otras personas), y su interacción con las emociones (alegría, tristeza, miedo, rabia), los pensamientos y los estados de ánimo. También abordaremos, si es necesario, la dimensión familiar-sistémica, mediante ejercicios de constelaciones familiares.

Solicitar Terapia Individual.